El humor como terapia

En estos tiempos duros, conflictivos, problemáticos, etc. lo único que hace fuerte a una persona es la risa. Cuando uno ríe es capaz de combatir hasta el peor de los problemas, verlo de otra manera e incluso solucionarlo. 

No es un secreto que vivimos en tiempos difíciles. Tiempos en los que nos rodean noticias dramáticas, imágenes duras, pero todo eso ya ni si quiera nos impacta. Nos hemos acostumbrado a aquello que es malo, nos sorprende más escuchar la noticia de que alguien haya conseguido muchos seguidores en una red social por X razón que el número de muertos que se ha dado en un accidente automovilístico. Cuando andamos por la calle es normal ver a gente apagada, triste, sin expresión en la cara. Desde hace mucho tiempo echamos la culpa a los demás de lo que ocurre, no somos capaces de alegrarnos por los demás sin juzgarlo con antelación: por ejemplo, si alguien consigue hacerse conocido por su música es más común escuchar a gente diciendo que ha llegado alto por la poca ropa que lleva que por su voz. Sin embargo, no todo es siempre así, es posible combatir esta situación de preocupación continua mediante la risa. El ejemplo es muy sencillo de ver, cuando alguien por la calle sonríe la gente la mira y sin darse cuenta le devuelven la sonrisa sintiéndose por un momento más aliviados y seguros de lo que van a hacer.

De eso es de lo que vamos a hablar en este blog: de la importancia de la risa en momentos difíciles.

El sentido de humor nos regala dos cosas esenciales:

  • Conocimiento sobre nosotros mismos, nos muestra nuestros puntos débiles y nos da la fuerza para poder disminuirlos o superarlos.
  • Realismo entre el percibir y actuar, nos ayuda a ver los problemas en la dimensión que realmente tienen, gracias a ello obtenemos la fuerza y y el coraje para enfrentarnos a nuestros miedos.

Es necesario tener coraje para poder vivir con dificultades, pero tampoco hay que hacer de nuestros problemas el centro de nuestro mundo.

El humor es un gran método para afrontar las emociones negativas. Las personas que tienen un gran sentido del humor tienen más posibilidades de conseguir sus objetivos sabiendo como no acumular los sentimientos negativos y destruyéndolos. El sentido del humor nos permite desenvolvernos frente a la adversidad. Las personas con poco sentido del humor tienen más posibilidades de dejar que las emociones negativas les controlen y de esa manera llegar a sentir gran tristeza e incluso depresión.

Además, el buen sentido del humor ayuda a que las personas tenga mejor salud física. Se ha estudiado que cinco min. de risa pueden considerarse como treinta min. de ejercicio leve. Otras gran ayuda que que ofrece la risa es la liberación de la tensión.

En la actualidad el humor es el arma más utilizada. Como bien nombrábamos en el anterior artículo de El humor en España hemos ido evolucionando hasta conseguir un humor que busca, no solo pasar un buen rato, sino mandar un mensaje o una idea. De esta manera el lector puede ver el problema desde otra perspectiva y buscarle solución en vez de pensar en todo lo malo que está ocurriendo.

El humor puede aparecer, en función de la actitud comunicativa adoptada, con tres sentidos diferentes: con sentido optimista (buena disposición de ánimo, broma…), con sentido pesimista (lo sarcástico, lo grotesco, algunas formas de la ironía…), y con sentido intrascendente (la comicidad lúdica).

En el ámbito Psicológico varios autores destacados han hecho referencia a este poderoso recurso: Freud, lo reconoció como  “un regalo raro y precioso” que desdramatizaba las situaciones cotidianas. Gordon Allport dijo que aquella persona que podía reírse era solo la que estaba en proceso de curación. Albert Ellis ha defendido abiertamente el empleo del humor en la terapia, al punto de llegar a escribir numerosas canciones que intentarios ayudar a sus clientes a colocar los problemas de diferente perspectiva.

 Fuentes de información:  La risa,  Humos ácido para sobrellevar tiempos difíciles
Imágenes: Rosa Claeys
Vídeo: Rosa Claeys
Texto: Rosa Claeys

Rosa Claeys Rodríguez
Anuncios

El humor en España

El humor en España utiliza la retórica e ironía desde la censura en tiempos de Franco, para crear un diálogo con complicidad entre el lector y dibujante mediante eufemismos. Es utilizado para denunciar la injusticia y desdramatizar los problemas del momento, tanto antes como ahora. 

  • El humor en España en tiempos de Franco:

Para hablar del humor español es necesario remontarse a la época de Franco, ya que fue muy influyente en ese ámbito la censura y la lucha contra la misma.

Entre 1972 y 1975 se sucedieron los últimos años de vida de Francisco Franco, que fueron a su vez los años de mayor censura. El humor que más fuerza tenía en ese momento era el humor gráfico, ya que se creó un lenguaje entre el dibujante y el lector en el que se mostraba una gran complicidad. Este lenguaje se utilizaba para crear viñetas de carácter humorístico y crítico utilizando eufemismos que eludían la censura.

Fue muy necesario este humor ya que el poder reírse desdramatizaba los problemas del momento. Destacaba la revista La Codorniz. 

Entre los humoristas más populares de esta época destacamos a Forges, Gila, Peridis, El Perich, Chumy Chumez, etc. Estos son algunos de los que consiguieron hacerse oír en aquella España tan difícil y tan falta de libertad de expresión.

  •  El humor español en la Transición:

En tiempos de la Transición los humoristas que más influencia tienen siguen siendo los humoristas gráficos.

Tras la muerte de Franco se acaba la censura y los humoristas aprovechan su trabajo para exigir una democracia limpia, que no estuviese maquillada o mutilada. En ese momento se utilizaban los recursos de comedia y la farsa junto con la retórica.

Era propio de la época la denuncia mediante la ironía.

Las revistas más influyentes del momento fueron Por favor, Hermano lobo, El Papus, Barrabás y El Jueves, este último ha sido el único que perdura en la actualidad y es, además, uno de los más vendidos en su campo.

Un dato gracioso fue la aparición de la revista Muchas gracias, que salía para sustituir a Por favor mientras permanecía cerrada por sanción gubernativa.

Es importante recordar que tras la censura y con la libertad de expresión proliferan las revistas de contenido erótico o de “destape”, por ello las publicaciones humorísticas se ven obligados a introducir fotografías de mujeres ligeras de ropa para vender más.

  •  El humor en España en la época del BOOM económico:

Finalizada la Transición entramos en otra importante etapa del humor, el BOOM económico. En este momento el número de humoristas gráficos disminuye y aumentan los humoristas televisivos. Algunos de los ejemplos son Mari Carmen y sus muñecos, José Luis Moreno, Cruz y Raya, Faemino y Cansado, etc. El mayor cambio que se produce en esta época, y que se ve reflejado en todos los humoristas mencionados anteriormente, es que ya no se aborda el humor político, sino que se crea el humor blanco o humor familiar.

Tuvieron especial importancia el trío,que más tarde se quedo en dúo, Martes y Trece y el dúo familiar Los Morancos.

Se destaca, sobretodo en Los Morancos, el humor andaluz y chabacano, que hacen parodias de personajes populares.

  •  El humor en España en tiempos de crisis:

En la actualidad vuelve a cobrar mayor importancia el humor gráfico. Destacan aquí humoristas como Forges, el vigía de la actualidad económica, política y social, y “el Roto”. 

Aunque el público es muy amplio está escrito sobretodo para un público más adulto. Este humor destaca por volver a lo antiguo pero sin censura, por tanto lanzan ataques más directos, aunque se vuelve a recurrir al diálogo de complicidad entre el dibujante y el lector utilizando la ironía. El humor gráfico es muy necesario en la actualidad como vía de escape, ya que la gente está irritada y necesita desahogarse.

Aparece otro movimiento humorístico muy relevante: los monólogos. Este humor surge por la globalización. Los monólogos acaparan la atención de los más jóvenes. Podemos destacar en este ámbito a personas como Dani Rovira, Goyo Jiménez, Luis Piedrahita, Eva Hache, etc.

Utilizan medios de comunicación como la televisión y el Internet  y realizan monólogos despreocupados a la par que denuncian situaciones actuales. El vocabulario empleado es más juvenil pero, como ocurre con el humor gráfico, el público no solo se centra en los jóvenes sino que se abre a todo tipo de gustos y personas. 

Fuentes de información:El País, Tebeosfera
Texto escrito por: Rosa Claeys Rodríguez
Fotografías: primera y última fotografía obtenida en Flickr, segunda fotografía realizada por Rosa Claeys Rodríguez. 
Vídeos:Obtenidos de YouTube de las cuentas ajaular y Canal de LasOmaitas 

Rosa Claeys Rodríguez